Este post também está disponível em: esEspañol

Con profundo pesar e indignación, expreso mis sentimientos más sinceros a los miembros de la familia de Firmino Silvino Prefacio Guajajara y Raimundo Guajajara, quienes en este momento sienten el dolor y la tristeza por perder a estas personas tan queridas de uma manera brutal que hoy hizo víctimas entre el pueblo Guajajara. Los indios asesinados viven en las aldeas Silvino (Tierra Indígena Cana Brava) y Severino Descendência (Tierra Indígena de Lagoa Comprida), las dos en el Maranhão, un estado que hace 35 días también sufrió el asesinato de Paulo Paulino Guajajara, quien actuó como Guardián del Bosque.

Siento una mezcla de dolor y revuelta por este crimen que afecta a mi pueblo Guajajara. Estos crímenes reflejan la escalada de odio y barbarie incitada por el espectro político perjudicial del perverso gobierno racista de Jair Bolsonaro, que sigue atacandonos todos los dias, negando nuestro derecho a existir e incitando la enfermedad histórica del racismo de la que el pueblo brasileño todavía sufre.

Estamos a la deriva sin la protección del estado brasileño, cuyo papel constitucional no está siendo cumplido por las autoridades actuales. El Gobierno brasileño está fuera de la ley, es criminal en su práctica política y opera de manera genocida para expulsarnos de nuestros territorios, destroza nuestra cultura y desangra nuestras raíces.

El clima de tensión, inseguridad y persecución contra los pueblos indígenas de Brasil solo aumenta. Estamos siendo atacados, diezmados y siempre vale la pena recordar que un ataque contra una vida indígena es un ataque contra la humanidad, ya que somos los pueblos indígenas de todo el mundo, los defensores del 82% de toda la biodiversidad global.

¡No más derrame de sangre!

¡Basta de impunidad!

¡Exigimos que se tomen medidas de inmediato y se haga cumplir la justicia!

Exigimos que las autoridades competentes aclaren los hechos castigando rigurosamente a los asesinos para que la sensación de impunidad no motive otras acciones criminales contra nuestro pueblo, apagando brutalmente las vidas indígenas.

Sangre indígena: ¡Ni uma gota más!

#nenhumagotamais #NotASingleDropMore #niunagotamas #povosindígenas #paulopaulinoguajajara #genocidioindigena #direitoshumanos